Desde Granada

28 Jul 2009

En Granada en verano hace un calor insoportable, sobre todo en esas horas en las que el Sol golpea con sus rayos de forma más perpendicular. De todas formas, un par de días aquí, aunque no sea por motivos de ocio, se disfrutan.

Aquí siempre se respira un ambiente muy sano, entre tapas grasientas y humo de tabaco… Sanísimo para la mente, no para el cuerpo.  Bueno, tengo que ir cerrando que aquí viene el camarero con una tapa de Bombas Bravas. Ñam.