Blogosfera al poder

19 May 2005

La red está que arde, socialmente hablando. La blogosfera cada día está más nutrida de gente que escribe muy bien, con muy buenas ideas y buenas cosas que contar. Por otro lado está hirviendo todo lo que tiene que ver con la libertad. Yo no suelo comentar en todo lo que leo, creo que comentar algo por hacerlo no tiene mucho sentido, pero es increíble la participación tan activa que hay en la red.

En mi caso la red en general y la blogosfera en particular ha desplazado de forma fulminante a la televisión. Prefiero dedicar una o dos horas a leer lo que la gente escribe, las noticias que salen de lo cotidiano, la intrahistoria. Imagináos que pudiéramos leer lo que la gente contaba en los años del Imperio Romano. ¿No es una manera increible de ver cómo vive la gente, qué le preocupa, cómo ve el mundo que le rodea? Está claro que los anuarios son muy importantes en esta tarea ya que recopilan las noticias más importantes, los programas más vistos, los artículos de opinión y demás. Pero no hay que olvidar que entre todos estamos creando la crónica de nuestro tiempo. Dicen en un artículo de 20 minutos que los blogs no tienen tanta fuerza como los medios tradicionales… ¿Y qué? Mi intención al menos no es desbancar a nadie sino que se sepa que existí y que haya alguien que disfrute leyendo lo que yo quiero contar ya sea prosa, ensayo o verso.

¿Y la conciencia de libertad? Cada día somos más libres gracias a la Red y ésta potencia nuestra capacidad de serlo. Propuestas como la GPL o Creative Commons están impulsando el procomún (la utilidad pública) de las creaciones ya sean artísticas, técnicas u ociosas. Espero que, poquito a poquito, el mundo del ocio y del arte se vaya desagregando del mercantilismo, el capital, y la competitividad no por ver quién es “más uno mismo”, sino por ver quién es “más mejor”… Cualidad que, aunque más concreta, en el fondo es más abstracta.