El idioma

01 Feb 2005

¿Por qué nos parece tan atractivo el idioma extranjero? ¿Por qué nos encanta utilizar palabras inglesas cuando en castellano disponemos de otras? Lo pregunto, no es una crítica. ¿Acaso es más bonito el inglés? Quizás, aunque eso depende de cada uno.

Por ejemplo, los “tuneros” osea los amantes del “tunning” (que no los pertenecientes a la tuna ;) con los que tanto me encanta confundirlos). Pues es que hoy leyendo el artículo sobre antenas en la versión inglesa de la Wikipedia leo lo siguiente: Typically an antenna is tuned for a specific frequency… Y me quedo pensando en el verbo “to tune”… Hemos hecho múltiples traducciones bastante afortunadas de esta palabra: sintonizar, afinar, radio (¿o cómo llamas al botón de tu minicadena en el que pone “Tuner”?), ajustar, … Pero hay una que es espantosa: “tunear”; buagh qué asco por dios. Además es increible como para una palabra en inglés podemos sacar tantas en castellano, cada una con su matiz.

Entiendo que el decir “yo soy aficionado a la sintonización para que mi coche/ordenador/bolígrafo esté en sintonía con mi personalidad” no es tan guay como “tuning”. Pero ya que estamos buscando cosas que suenen así con gracia podríamos elegir “sintos”: “Me voy a una quedada de sintos”, “Mi coche se sale porque lo he sintoneado”. Sería una patada al diccionario, pero al menos se la daríamos al nuestro…

También últimamente en Barrapunto leo mucho el término “features”… Con lo bonito que es decir características, lo que caracteriza a algo, que le imprime carácter… Unos tanto y otros tan poco…

Algunos lo verán como una forma más de aprender inglés sin darte casi cuenta.